Translate

domingo, 19 de junio de 2016

SIGUE ESCRIBIENDO...TU DESTINO


                    En la espera solo consigues el paso del tiempo, en la nostalgia ves crecer arrugas en tus párpados y en tu melancolía solo llenas de viejos acordes los latidos de tu corazón.
                    Da un paso al frente porque nunca sabrás cuanto durará tu vida, nunca midas el riesgo de la muerte porque quizás sorprenda tu destino y jamás jures eternidad cuando el rencor adorne tu alma.
                   Un paso firme, uno a la vez. Seguridad, lealtad, firmeza y convicción. Mamaste principios y recibiste educación, aprendiste de tus errores y escribiste tus propósitos de año nuevo…Deja que el olvido se encargue de puñaladas ajenas, deja que la historia relate aquellas leyendas que falsearon tu vida… Deja que sean otras lágrimas las que mojen tu ausencia.
                Un propósito, uno a la vez. Amor, ternura, cariño y pasión. Tu corazón escribe día con día en tu alma y en ella renacen tus sentimientos. Cada amanecer abres tus ojos y ves el primer milagro de la vida.… Consigue llevarlo entre tus brazos y cobijarás ajenos anocheceres, elevarás amor en tu cielo y en tus caricias harás que cien lunas sonrían tu profundo erotismo.
                Deshaz los nudos que debilitan tu inseguridad,  nunca digas “adiós”, sino “hasta luego” pues el mundo da muchas vueltas y en él ruedan nuestros anhelos. Sé cómplice de la vida y aprende de ella…Da amor y recibirás amor, entrega tu alma y te darán su corazón, da vida y te regalarán más vida. Recuerda que siempre que das, recibes por mil la dádiva de tu generosidad.

                Libera tu camino. Saca las piedras del “no puedo”, quema las malas hierbas que solo se enredan tus pies y provocan tanta lentitud, desvanece las tinieblas de la duda con tus exhalaciones y cuando el paisaje sea hermoso…Respíralo y llénate de su plenitud. Absorbe los miedos de quienes te rodean y cuando no te vean…Vomítalos!!!.  Abraza sus carencias, porque quizás no son tan culpables.  Dales amor porque tú tienes ese maná de vida.
                Y cuando la nostalgia invada tu alma, escribe. Cuando la melancolía se adueñe de tu corazón, canta y cuando te alcance tu pasado...Aprende y sigue escribiendo tu destino.