Translate

sábado, 31 de diciembre de 2016

ES TIEMPO DE DAR...


              Se cerró el mundo, se cerró en su soberbia. Sus sentimientos nadan entre infernales lodazales, sus defectos sacan orgullos entre guerras y genocidios, sus letras se escriben con sangre y nuestros sueños ni siquiera sacan el vaho de sus ventanas.  En nuestro empeño lo conseguimos, en la desidia, dejamos que los hongos del  miedo invadieran nuestra seguridad, en el cielo sembramos contaminados humos y en nuestra cosecha…Solo escuchamos los ecos del dolor.
              Nacemos y morimos, nacemos del amor y morimos por odios, fanatismos  y religiones que no entendemos. Subliminamos el placer material de un papel llamado dinero, ponemos nuestra hipocresía en un altar, mientras que la buena literatura es arrojada a la alcantarilla de la consentida sordera. Quebramos sensaciones ante músicas que no tienen un buen verso entre sus acordes y en nuestra querida ignorancia, insultamos día con día, la evolución de la inteligencia humana.
             Es tiempo de dar, de dar y de dar, porque tenemos que compensar el quitar y quitar. Tenemos que dar y tenemos que darnos. Es menester de raza, obligación de transformación y sueño de héroes…Es libro de nuestra historia, es educación para poder transcender  y obligación, para los que queremos un mundo de poesía, amor y libertad. Hay que llenar nuestro mundo de generosidad, pero no de la que depende del dinero sino de la que depende el corazón…Agárralo con la fuerza de tus puños pero no exprimas su sangre, solo suéltalo y deja que lo conozcamos, que lo sintamos y que los poetas escriban en él, sus sueños.

             Humildad en las almas de buena voluntad, estrellas agrupadas en la constelación de la Paz, lunas en silencio y abrigando romance, Soles brillando en los gemidos pasionales de nuestras pieles, mares soltando olas y oliendo a sal por doquier, paisajes iluminados de verde y vida…Miradas pintadas de café y azul, en el eterno deseo de un mundo mejor. Es tiempo de dar, de dejar fluir la buena energía, de mimar nuestros vientos y acariciar el oxígeno de la vida, Es el tiempo de la verdad, el momento de cambiar y el instante en que debemos de abrir nuestros ojos y secar lágrimas. Ya toca…Es tiempo que te des y poco a poco verás cambiar tu mundo…Sueña y préndete, Date y serás diferente, ama profundo y exhalarás amor…Es tiempo de dar, es tiempo de respirar la pureza de la libertad,  en un mundo que debe ser, mucho mejor.