Translate

lunes, 27 de junio de 2016

NO A LA VIOLENCIA...¡YA BASTA!


             Planeta que te renuevas día con día en la esperanza de darnos una mejor naturaleza, que avergüenzas con tu plenitud las cortas mentes de tus habitantes y que desde tu paciencia cubres de azul y verde los sueños de la esperanza. Tierra llorada y vejada de mil maneras, barro milenario que guardaste las huellas de tantos genocidios, guerras y barbaries…Madre que ves morir a tus hijos por la intolerancia que solo llevan en su sangre.

             Humano que naciste en el vientre de la inocencia…¿Quién te dio el derecho de quitar una vida?. Sombra de persona que creciste respirando un oxígeno que no te pertenece, perversión moldeada en silueta que insultas el veneno de los alacranes, cáliz de hiel que solo la plena justicia puede vomitar…Date vida en tu suicidio y déjanos vivir en paz.

             Me dirás que fuiste educado bajo la típica y fallida versión de un maquiavélico machismo que ya no tiene cabida en este mundo, me contarás que la sociedad nunca te dio tu lugar y me explicarás tanta incomprensión hacia ti, que en tus malditas excusas…Sigues educando a tus hijos bajo la sombra del continuo miedo, hablas con gritos y amas con los puños porque tu inteligencia se quedó en el vientre de tu madre.

             Debes saber que cada día estás más solo, que las ubres de nuestra luna nunca amamantarán tus sueños, que tu historia solo es un mal cuento…Una pesadilla que ya muere en su final… Y en tu ataúd abrirás los ojos y veras las sonrisas de aquellos hijos que educaste bajo el látigo del miedo y sentirás como tus gritos se deshacen en el polvo, verás los ojos de aquella mujer que amorataste en tu eterna ceguedad y sentirás como tus puños se pudren en los infiernos de un abandonado cementerio… Y cuando quieras pedir perdón, no podrás abrir la boca porque estarás muerto y tu espesa saliva solo dará vida a gusanos carroñeros.

            Morirás en nuestra memoria porque nunca serás recuerdo, el tiempo borrará tu existencia y las cicatrices que permearon tus manos, solo escribirán la crueldad de un aprendizaje. Este planeta, es Tierra de soñadores, de gente bien parida y de conquistadores de Amor. Este Universo nació de manos del Creador para dar vida, no para quitarla y en su continua renovación, no caben seres como tú.

             Llegará el día en que el himno de nuestros pueblos no hablará de guerras ni soldados sino de ilusiones y nuevos amaneceres, llegará el día que en los escudos de nuestras banderas, no habrán armas ni castillos y llegará el día que en ninguna mano habrá un dedo capaz de jalar el gatillo de una pistola.
             
            
            
            

            Y ese día llegará, no lo dudes…¡YA BASTA!


No hay comentarios:

Publicar un comentario